viernes, 25 de julio de 2014

4ta Charla Mes Julio

¿Las fajas lumbares son necesarias? Definitivamente “NO”




Ya antes se utilizaban por los trabajadores las clásicas fajas de cuero,  como las que usan los pesistas, esto por la creencia errada de que el trabajo de manejar cargas es parecido al envión de levantar pesas. Pues No, no se parecen, los fisicoculturista ellos la aprietan hasta el tope, comprimen su abdomen con mucha fuerza, y no respiran, cuando exista un trabajo donde no sea necesario respirar por 8 horas, creo que si van a ser adecuadas.
Que dicen los expertos, pues bien nuestros redactores de Normas Venezolanas dijeron que no  se va a hacer una norma sobre este equipo, porque no es un EPP (equipo de protección personal),  ya que consultaron la literatura internacional que hablaban mal de la faja.
El Inpsasel (Instituto Nacional de Prevención, Salud y Seguridad Laborales de Venezuela) también puso su grano de arena cuando en un dictamen, no considera la faja como un EPP e insta a los empleadores a no utilizarlas.
Que dicen los médicos: eso es un equipo post operatorio de uso limitado.
Y por que se sigue usando?, dos palabras: Uso y costumbre, algunos trabajadores sienten que son más fuertes cuando portan su cinturón de “seguridad” y esto lo lleva hasta adquirir por cuenta propia las fajas si el empleador no se las proporciona.
Cuál es la mejor solución, Numero UNO, información yo no voy a usar un EPP hasta estar convencido de su eficacia, apliquemos lo contrario en este caso. Desestimulemos su uso.  El dictamen de Inpsaseles muy amplio en los efectos nocivos de la faja.
Y entonces que usar, Mejorar el corsé Muscular, esto en palabras coloquiales, bajar y fortalecer el abdomen y hacer ejercicios para la espalda y practicar las posturas correctas para manipular cargas.
La tecnología de movimientos de cargas a mejorado muchísimo con los año y ya es fácil ver en fabricas como se instalan sistemas “ergonómicos” para no  sobre esforzar nuestros músculos… Pero recuerden que el levantamiento de cargas no solo se hace en el sitio de trabajo, sino en la casa, cuando se levanta una caja, un saco, en el carro, moviendo la batería, etc.




viernes, 18 de julio de 2014

3era Charla Mes Julio

Los hábitos de seguridad








No se Pretende hacerles creer que se tiene los conocimientos de un psicólogo profesional, pero no es preciso ser un psicólogo para saber  lo importante que son los hábitos en nuestras vidas. Se tiene información por los libros, muchas veces en diferentes artículos y porque se observa con frecuencia lo que las personas hacen, bien o mal, sin pensar.

Cada vez que se hace algo sin pensar y siempre de la misma forma, es porque se ha adquirido un hábito, o sea una conducta adquirida. Es como si tuviéramos dentro de nosotros mismos un botón que al apretarlo, como en una máquina de cigarrillos, saliera siempre la marca que queremos.

Es como salir de casa por la mañana en dirección al trabajo. No se necesita pensar que se debe ir por tal y tal calle, doblar a la derecha en tal esquina, cruzar la próxima calle, etc. No se necesita pensar en todo esto, porque se hace tantas veces que el recorrido ya se tiene grabado en el cerebro, incluso aunque se puede distraer  en algo que absorbe toda atención, nunca se equivoca porque ya la persona esta habituada en hacerlo.

En el trabajo

Los hábitos ayudan también en casi todo lo que se hace. Para aquellos de que nunca han operado una grúa, parece uno de los trabajos más complicados en este mundo; sin embargo, para él operador no es nada complicado, si es un buen operador de grúas. Mueve el aguilón al lugar preciso donde debe cargarse la carga, sube y baja la carga con toda precisión, sin rozar paredes, bultos etc., y obedece las señales casi sin verlas.

Puede hacer su trabajo bien porque aprendió a hacerlo hace tiempo de la forma correcta y lo ha hecho infinidad de veces.

Todos se pueden acostumbrar a hacer gran parte de sus trabajos automáticamente, una vez que han aprendido a hacerlos bien, una vez que están seguros que la manera en que los hacen es la correcta y la más segura. La forma segura puede convertirse con el tiempo en algo que se hace automáticamente, sin pensarlo dos veces.

Si un trabajador nuevo se acostumbra desde el primer día a levantar cargas doblando las rodillas, poco a poco se acostumbrará a doblar las rodillas siempre que tenga que levantar algo, no necesitará repasar mental-mente todos los pasos necesarios para levantar una carga correctamente.

Un mal hábito  puede producir una lesión, por lo tanto es necesario que corrijan y lo transformen en uno correcto. Deben hacerse el propósito de nunca usar una llave para clavar un clavo. Si lo hacen así al cabo de un tiempo se darán cuenta que jamás volverán a clavar un clavo con otra herramienta que no sea un martillo. Habrán adquirido un hábito correcto.

Mantener presente que cuantos más hábitos correctos tengamos, menos lesiones sufriremos.






viernes, 11 de julio de 2014

2da Charla Mes Julio

El buen Ejemplo

.
El respeto que se obtienen de un trabajador con menos experiencia produce cierto orgullo y satisfacción, en cierta manera. Es un sentimiento agradable saber que otros les observan y tratan de hacer su trabajo en la forma en que otros lo hacen.

 Pero junto con este sentimiento agradable va un sentimiento de responsabilidad, ya que los trabajadores nuevos no son siempre suficientemente vivos para diferenciar entre los hábitos correctos y los hábitos incorrectos de ustedes. Ellos saben sólo que ustedes saben trabajar mejor que ellos, de esta manera ellos consideran que todo lo que ustedes hacen es correcto.

Donde se pueden hacer el mayor bien o causar el mayor mal es en el ejemplo que puedan dar en aspectos de prevención de accidentes.

Por lo general, los trabajadores tienen un poco de miedo cuando empiezan en su nuevo trabajo. Todo es nuevo, no saben la forma en que se trabaja en la empresa, y no han sido alertados lo suficientemente acerca de ciertos peligros, por lo tanto no están seguros de cómo evitarlos. Por eso es por lo que se fijan de los otros trabajadores, para en esta forma fijar y acomodar su conducta y buscar la solución a su problema. Si ven a personas que realizan su trabajo con precisión y que al mismo tiempo son muy precavidos, tratarán de hacer lo mismo y habrá muchas posibilidades de que consigan hacerlo en breve también como ustedes.

Pero puede pasar que ellos ven en ciertos trabajadores a alguien que no da la mínima importancia a la prevención de accidentes, que pasa por alto las instrucciones sobre este tema; ante esto ellos deducen que se les ha tratado de inculcar la prevención de accidentes simplemente porque no había otra forma mejor de llenar ese tiempo. Saben realmente lo que están haciendo y que se puede tomar el lujo de actuar en la misma forma en que ustedes lo hacen sin correr ningún peligro.

Quizás se exponen a peligros y salen sin embargo de ellos sin ninguna lesión; pero cuando un trabajador nuevo pretenda hacer lo mismo que los otros trabajadores, seguramente se lesionará, ya que tiene menos experiencia que ustedes en la forma de evitar un peligro específico.

Si no acata las normas  y en las instrucciones que les tratamos de inculcar en todas nuestras charlas, si les dan un mal ejemplo, les cortan una línea vital y les dejan en cierta forma desamparados y perdidos.

Muchos trabajadores con experiencia en nuestra empresa dicen que ellos no son los guardianes de los trabajadores nuevos. Quizás que si la empresa quiere que sean guardianes o maestros se les debe pagar algo extraordinario. La empresa no pretende que sean maestros, simplemente que tengan un poco más de cuidado en actuar más correctamente cuando presientan que un trabajador nuevo les está observando. En este mundo en que vivimos, todo lo que hacemos tiene una influencia en aquellos que están alrededor de nosotros, y cuanto más nos admira y nos respeta una persona, tenemos más obligación de obrar con cuidado sabiendo que nuestra influencia va a ser mayor.

Sé que en nuestra empresa muchos ponen en práctica todo esto a lo que me he referido en esta charla, pero hay otros, sin embargo, que lo olvidan frecuentemente y siembran un mal ejemplo. Espero que de ahora en adelante tengamos todos siempre presente este importante problema.










                                                            

viernes, 4 de julio de 2014

1era Charla Mes Julio

LA PUNTUALIDAD Y EL CUMPLIMIENTO





¿Han visto películas de acción donde quedan 10 segundos para desconectar la bomba, antes de que estalle? El tiempo es oro dicen, pero también podríamos decir que el tiempo es vida. Un segundo puede significar la diferencia entre permanecer vivo o morir.

De igual manera, en el trabajo, el tiempo es uno de los factores fundamentales, ¿por qué creen que en el mundo laboral contemporáneo se han creado las jornadas laborales? ¿Por qué es importante ser puntual en el trabajo?

Un factor directamente relacionado con el tiempo es la puntualidad. El hábito de ser puntual permite aprovechar el uso del tiempo productivo y por supuesto del tiempo de ocio. La puntualidad es un factor clave en el trabajo por varias razones relacionadas con la productividad, pero en esta charla veremos en especial la importancia de la puntualidad en relación con la seguridad de los trabajadores de la compañía.

Esta charla destacará principalmente cuatro aspectos relacionados con las disfuncionalidades que puede causar la pérdida de tiempo, debido a los retrasos por impuntualidad de los participantes en una tarea.

Los cuatro aspectos son:
  • Las distracciones por causa del retraso de una persona
  • La pérdida del control emocional y la incomodidad de quien llega tarde
  • La angustia del tiempo perdido hará que se pierda rigor en el uso de equipo y herramientas
  • El pasar por alto los procedimientos, debido al efecto del retraso

Distraer a los compañeros
Las actividades que exigen especial concentración, porque cualquier error puede resultar en un incidente o accidente, no deben ser interrumpidas abruptamente. Cuando se está involucrado en un procedimiento de este tipo, es especialmente importante ser puntual.
El problema del transporte masivo viene generando en Las últimas décadas un caos en el espacio público. Por este motivo, es importante prever el tiempo real que toma ir de un lugar a otro. Es lógico pensar que desde el lugar de vivienda hasta el lugar de trabajo se necesita,  20 minutos. Esto en el caso hipotético que fuera un domingo a medianoche y no hay nadie más en la calle. Ir del lugar de vivienda al lugar de trabajo, en transporte público implica necesariamente pensar en tiempos reales. Transportase de un lugar a otro, en una de esas horas del día, en las cuales o todo el mundo se dirige a su trabajo o regresa de él, nos debe hacer pensar en las demoras de los cambios de semáforo, los ritmos y esas situaciones en que el tráfico no avanza. En cada país, e incluso en cada ciudad, hay una palabra para denominar esta situación. Contemos con este lapso de tiempo, para no llegar tarde y distraer a quienes calcularon de mejor manera sus tiempos de desplazamiento.

Estoy retrasado
El estrés que genera el retraso afecta tanto a quien espera como al que hace esperar. Se piensa en el otro. "Procuro ser siempre muy puntual, pues he observado que los defectos de una persona se reflejan muy vivamente en la memoria de quien la espera". Si no queremos que una persona piense en nuestro defectos, no la hagamos esperar. No provoquemos que este malestar sicológico afecte el desempeño de una jornada desastrosa, sólo por empezar el día tarde (Nicolás Boileau-Despréaux).

No alcanzo a equiparme
Muchos de los procedimientos industriales exigen un equipo de protección personal y herramientas que deben ser revisados antes de su uso. Si una persona llega tarde, no tendrá el suficiente control de la situación para revisar detalladamente el equipo y usarlo como es debido. Pensemos en las consecuencias de no revisar una cadena por haber llegado tarde. "De la prisa sólo queda el cansancio", pero en este caso incluso se puede decir que "de la prisa sólo puede quedar los daños y las lesiones". Esta es una razón de mucho peso para llegar a tiempo y usar el equipo de protección personal, previamente revisado.

Voy a ignorar el procedimiento porque tengo prisa
Si la persona tiene un procedimiento programado, tendrá necesariamente que realizar en análisis de trabajo seguro. Sin embargo, al llegar tarde, es posible que tenga la "tentación" de saltarse el análisis de riesgos, con el fin de recuperar el tiempo perdido. Grave error. En este caso, un intento fallido de recuperar tiempo puede, sencillamente, quitarle todo el tiempo de vida que le quede. Por eso, es mejor planear, programar, calcular y prever. Siempre vale más prevenir que lamentar.








viernes, 27 de junio de 2014

4ta Charla Mes Junio

LOS DIEZ MANDAMIENTOS DE LA SEGURIDAD LABORAL





  
Regularmente se observa en cualquier medio de comunicación que alguien publica “los diez mandamientos de…”,

Si son mandamientos, pero, al menos, se cree que son unos conceptos básicos en materia de seguridad en el trabajo. Son de aplicación sencilla, tanto para empresarios, como para trabajadores, y que pueden ayudar en gran medida a eliminar o reducir los riesgos o los accidentes en nuestro entorno laboral.

1.    Cada uno es responsable de su propia seguridad y la de los demás. Debemos estar atentos a nuestro trabajo para protegerse en todo momento, pero también para proteger a quien se tiene cerca realizando su labor.

2.    Todos los accidentes son evitables. Los accidentes son una sucesión de causas que los provocan. Siempre es posible quitar una o varias de ellas para evitarlos.

3.    Seguir las normas y procedimientos. Es preciso describir la realización de las actividades de la empresa, incluyendo las medidas protectoras a seguir. Todo el personal debe conocer y actuar según estas descripciones.

4.    Detenerse y pensar. Antes de iniciar cualquier trabajo o al acudir a un nuevo lugar de trabajo, hay que identificar los posibles riesgos existentes y adoptar las medidas de prevención o emplear los medios de protección necesarios.

5.    Ser pro-activo. No sólo es importante adelantarse a ante potenciales situaciones de riesgo en el trabajo, sino colaborar en su corrección y mejora.

6.    No realizar un trabajo sin la formación adecuada. Si no se está entrenado para realizar una actividad podemos sufrir un accidente por desconocimiento de su desarrollo o de las medidas de protección a adoptar.

7.    Atender a la manipulación manual de cargas. El manejo de cargas es una tarea habitual en cualquier puesto de trabajo y su correcta realización puede prevenir muchas lesiones. No olvidar el uso de medios mecánicos.

8.    No tomar atajos. Ser más “listo” que los otros no suele tener resultados positivos.

9.    Mantener el orden y la limpieza. ¡Qué decir!

10. Estar preparados para las situaciones de emergencia. Todos en la empresa debemos conocer cuáles son las posibles situaciones de emergencia y cómo actuar en cada caso. No olvidar la realización de simulacros.


No es pedir mucho a nadie y los beneficios van a ser importantes para todos los integrantes de la empresa. ¡Cumplelos!

viernes, 20 de junio de 2014

3era Charla Mes Junio

El Auto cuidado va más allá de Nosotros Mismos






Cuando se habla de auto cuidado, es de la protección y de los cuidados que se debe tener para conservar la integridad. Pero se piensa en el alcance de mantenerse saludables e íntegros.

El auto cuidado va mucho más allá de nosotros mismos. Es algo que afecta a todos a nuestro alrededor y de diferentes maneras.

Sufrir una herida, por leve o pequeña que sea, perder una parte de nuestro cuerpo o alguna función, será terrible para nosotros mismos, pero vale la pena detenerse a pensar también en las personas a nuestro alrededor. A nuestros compañeros de trabajo.

Contar con un cuerpo y habilidades  permite jugar con nuestros hijos, acariciar a nuestros padres y a nuestras parejas. Disfrutar de eventos y espectáculos, practicar nuestro deporte favorito, bailar, cantar y reír. Es decir, disfrutar de todas las cosas de la vida plenamente.

En repetidas ocasiones se ha dicho que más del noventa por ciento de los accidentes ocurren por fallas humanas.

¿Qué significa eso? Significa que la falta de detenernos a evaluar las situaciones, el correr riesgos innecesarios, la prisa, el mal juicio o el mismo desconocimiento de las cosas ocasiona accidentes. Y todos esos accidentes, al ser decisiones de las personas pueden ser evitados.
¿Cuál es la necesidad de levantar cargas mayores a nuestra capacidad, manipular sustancias peligrosas sin tomar las medidas para protegernos, dejar de usar el casco, las botas o conducir embriagados?
Hacerlo es exponernos a sufrir un accidente o una lesión que desafortunada mente puede afectarnos por el resto de nuestras vidas. Eso es faltar a la auto protección.

Pero al exponerse a un accidente por no tomar las medidas para evitarlo puede llevar a nuestros familiares a visitar a un hospital.

Es, en algunos casos afectar los ingresos de dinero de nuestra familia afectando otras cosas como el techo, la alimentación o educación de ella. O puede hacer que se convierta simplemente en un recuerdo para ellos.

Cuidarse no es solamente por nosotros mismos; es por todas esas personas que gozan de nosotros y reciben nuestro apoyo.


Antes de realizar cualquier actividad y durante la realización de ellas, es pensar y actuar para hacerlas bien hechas y de manera que aseguremos que volveremos a casa.






viernes, 13 de junio de 2014

2da Charla Mes Junio



SEÑALIZACION

 

 



Se puede asegurar que el área de trabajo no es sitio para los que no están asignados a las tareas que se realizan allí.

Todo trabajo requiere de un plan para saber el orden de las cosas y, por supuesto, lo primero que se debe hacer. Pues lo primero en muchas actividades, en especial aquellas que se realizan en áreas públicas o de alta circulación de personal, es aislar adecuadamente el área de trabajo.

El propósito de aislar y colocar señales apropiadas es reducir los riesgos que se presentan en ellas, como:

    * Personas que pueden ser golpeadas por herramientas o equipos
    * Personas que pueden caer en excavaciones
    * Retrasos en el trabajo por las distracciones que estos transeúntes generan
    * Vehículos que sufran daños por las condiciones del área.

Como les dije antes, hay que saber qué es primero y, para aislar el área, primero hay que definirla. Esta definición implica por supuesto considerar objetos que podrían salir disparados, espacio para herramientas o equipos, apilamiento de tierras y las áreas que requieren los equipos para su movilización segura como grúas o montacargas.

Una vez definida el área, la colocación de cintas para delimitar el área, barricadas y otras señales pertinentes es fundamental. Estas señales avisan al personal extraño y al propio personal de la operación, que esa es un área de paso restringido, que hay trabajos en desarrollo y que se debe ingresar con precaución.

Estas señales deben ser altamente visibles y claras en su mensaje. El uso de cintas de barras amarillas y negras, señales brillantes, luces u otras es muy importante para evitar confusiones y accidentes. Pero tan importante como las señales mismas, es el sitio donde se ubiquen. Una señal luminosa y resplandeciente no será advertida por un peatón ocasional si ésta se encuentra dentro de una excavación.

En los casos en que el área de trabajo sea pública -en construcción de vías por ejemplo-, las personas que porten señales y dirijan el flujo del tráfico es una buena práctica de excelentes resultados, teniendo en cuenta que esas personas deben ser igualmente visibles, usar chalecos  de colores brillantes, así como las señales que porten.

Durante el desarrollo de los trabajos es necesario verificar que todas las señales y barricadas permanezcan en su lugar y se encuentren en buenas condiciones de operación. Recordemos que cualquier persona o vehículo que no vea la señal a tiempo puede ocasionar serios problemas en el trabajo.

Cuidemos nuestro sitio de trabajo y aseguremos que las actividades se desarrollen dentro de los planes establecidos.